SevillaFC 1-0 West Ham: 14 supervivientes encomendados al espíritu de la Europa League

 en Europa League

El SevillaFC ganó el partido de ida de los octavos de final de la Europa League ante un muy buen equipo como el West Ham, minimizado hoy por el ímpetu y empuje del Sevilla, mermado en sus efectivos, pero llevado en volandas por su público y esa mística especial que tiene esta competición para los sevillistas.

Otra vez un nuevo imposible. Con solo 15 jugadores del primer equipo en la convocatoria, todo se agravaba cuando Rakitic, con problemas intestinales, se caía del partido en el calentamiento. Casualidades, o no, de la vida, su sustituto, Munir, sería clave para el resultado final del encuentro.

A la baja del croata se sumaban otros 8-9 efectivos, como viene siendo desgraciadamente habitual en prácticamente todos los partidos del Sevilla en esta temporada. Hombres clave como Diego Carlos, Fernando o el Papu estaban hoy fuera, y Julen compuso un once prácticamente con lo que le quedaba.

Pero cómo respondió el Sevilla, salió espoleado por la motivación de la competición europa, y su gente, la afición del Sánchez-Pizjuán, comprendió una vez más su papel de apoyo y aliento incansable para levantar al equipo ante un muy buen rival.

Durante la primera parte hubo intercambio de golpes, ambos equipos dispusieron de algunas buenas oportunidades pero los porteros se encargaron de resolver el peligro. En la reanudación, llegó el gol de Munir en jugada de estrategia. Una falta lateral que todo el mundo esperaba colgada al corazón del área por Acuña, era puesta un poco más atrás donde Munir remató solo, imposible para Areola.

Después del gol, el Sevilla aprovechó el arreón, jugando durante muchos minutos en campo contrario. No llegó el segundo gol, y al final el Sevilla defendió con solvencia para viajar a Londres la semana que viene con una ventaja mínima. Ojalá tenga Lopetegui algún miembro más que esta noche.

Entradas recientes